20 diciembre 2006

Cuando todo va mal

Hace unos pocos días un conocido me comentó que "para triunfar no era necesaria la genialidad, pero sí ser más rápido que los demás"; y hasta cierto punto estoy de acuerdo. Pero, ahora, si lo que quieres es que te vaya bien sin dar palo al agua, o al menos, dar los mínimos, utiliza el coco, haz pública tu genialidad, a partir de hechos, exprímete los sesos y no busques soluciones fáciles, al menos en lo que respecta a intelecto, la navaja de Ockam (o como se escriba), no siempre es la mejor solución. Es preferible, salvo que seas cirujano, parar a tomar un café y mientras tanto meditar durante un par minutos la acción a tomar que actuar sin "pereza".

14 comentarios:

  1. Anónimo4:28 p. m.

    Guillermo de Occam (Ockham): "Pluralitas non est ponenda sine neccesitate" o "la pluralidad no se debe postular sin necesidad".

    Sencillez y simpleza.

    Cuando todo va mal es posible que vaya a peor, depende del impulso que lleve el todo y sus partes, aunque, como en la bolsa, existen los rebotes, sólo hay que verlos.

    ResponderEliminar
  2. Cuando las cosas van mal:

    - Paciencia.
    - Espiritu de lucha

    Y todo ira mejor con el tiempo.

    ResponderEliminar
  3. O nos aconstumbraremos...

    ResponderEliminar
  4. Ni de coña, lucha, más lucha y luego resgnación y odio, a mí es lo que me mantiene vivo, el odio; parece mucho más sencillo de encontrar que el amor y además aviva la inteligencia, mientras que el amor la embota

    ResponderEliminar
  5. Anónimo6:38 p. m.

    ¿acostumbrarse a lo malo sirve de algo?

    ResponderEliminar
  6. Anónimo6:38 a. m.

    Lo de ser mas rapido que los demas para triunfar es meramente relativo. En el mundo de los negocios y la bolsa, es mas que probable. La pregunta es... acaso tener una mansion, un ferrari y un yate puede hacerme mejor como persona? Que acaso es eso exito? No, sinceramente no lo es: Eso es mero exitismo.

    Si por triunfar entendemos algo un poco mas trascendente, como por ejemplo haber cumplido el sueño que siempre tuvimos, nuestra meta, ya sea el casarse con "ella" y vivir felices, el descubrir esto o aquello, el haber hecho esta majestuosa obra de arte, el responder esta pregunta existencial, el haber podido acercarse lo mas posible a la Verdad, el haber podido entender a las personas, el haber podido ayudarlas, etc.

    En otras palabras, el haber vivido una vida aventurera y desafiante en este mundo posmoderno que cambia, que muere, que se pudre, eso es lo verdaderamente meritorio. Eso, el haber llevado una vida feliz, una vida que sea enorgullecedora, heroica, en estos tiempos tan posteriories a los de la caballeria andante, a los de las aventuras en los siete mares...

    Eso es lo que tendriamos que hacer. Aferrarnos a un ideal, apuntar alto y arriesgarnos a apuntar. Si luego no acertamos, que importa? Lo heroico de la intencion, del intento, eso es lo que en verdad valio la pena. Hablo de tomar la adarga, el casco mal enmendado, el rocin y el grande y simple compañero y encarar contra los molinos de esta vida, la adversidad, el querer encontrar un mundo mejor. Y me refiero a un idealismo de ambos libros, no solo el vacio y necio idealismo del primero que solo nos lleva al sufrimiento, al dolor.

    Es asi que murieron, mueren y moriran muchos heroes sin el reconocimiento que merecian.

    Si hay otra vida -espero-, alla van a recibir ese reconocimiento tan merecido. Sino la hay, hicieron de esos 10, 20, 30, 70, 90 años de vida vana, vacia, negra, finita, algo memorable, algo heroico.

    Seamos sinceros, que importa que el mundo, la vida nos pase por encima si dimos una pelea noble?

    Conservo la esperanza de que, si ese fuera el caso, la vida sea un cuento y estos 10, 20, 50, 100 años de felicidad y tristeza, de sufrimiento y gozo, de verdades y desengaños y de heroismo, de lucha contra la siempre creciente adversidad le saquen al menos una sonrisa simpatica, empatica al lector y lo inspiren a emprender una aventura parecida.

    Siempre suyo,
    el anonimo de siempre

    PD: como habran notado, me hice una cuenta.

    ResponderEliminar
  7. Anónimo7:13 a. m.

    Ahora si funciona mi cuenta.

    ResponderEliminar
  8. Estoy pensando en apuntarme a la obviedad.
    Axioma: "Cuando todo mal, lo único que va mal es uno mismo"
    Axioma dos: "Gallina vieja hace buen caldo"
    Axioma tres: "Si pesa más que un pollo me la follo"
    Y así podríamos seguir pero...entonces sólo necesitariamos buscar frases célebres en google y esto sería un rollo.

    El odio, es cierto, es un gran motor, canaliza la energia de una manera increíble, pero desde mi punto de vista ciega.

    El amor, es también un canalizador de energia tremendo, pero desde mi punto de vista puede cegar.

    Una diferencia mínima, si es que la hay.

    Que es preferible? depende de cada cual y de la capacidad y necesidad social de cada persona.

    Como gran defensor del puto punto medio arístotélico que soy (aunque no lo cumpla) puedo afirmar que éste no existe y que me paso al liberalismo tanto social como económico.

    PD: Quien crea en las lineas de energia que surcan la Península puede también encontrar una explicación por ahi.

    PD: Suponer que en el supuesto qe haya "otra vida" ésta será mejor, es mucho suponer pero... paso de discutir este tema.

    ResponderEliminar
  9. Anónimo10:05 p. m.

    Sobre el odio, concuerdo en la ceguera que trae y ademas quisiera agregar que es en si mismo contrario a nuestra naturaleza -por lo que nos trae solo dolores de cabeza. Ademas, no olvidemos aquella frase sabia:

    "Perdona siempre a tu enemigo. No hay nada que le enfurezca más."

    Seamos sinceros, Hammurabi no la pego para nada con su codigo.

    El amor no es ciego, el que es verdaderamente ciego es el enamoramiento. Si llegas a amar en verdad estas boludo, cierto, pero no ciego.

    Que es preferible? Ser heroicos. Busquense un ideal y persiganlo. Claro,
    "El verdadero heroísmo está en transformar los deseos en realidades y las ideas en hechos."

    "Aprendamos a esperar siempre sin esperanza; es el secreto del heroísmo."

    Y no olvidemos, "Sólo en la fortuna adversa se hallan las grandes lecciones del heroísmo."

    ResponderEliminar
  10. Anónimo1:56 a. m.

    Love the blog, hope you keep updating it - Blogs I visit seem to dissapear often :(

    ResponderEliminar
  11. "anónimo de siempre", referente a tu comentario sobre el exitismo, ¿no creees que es en éste donde realmente es útil el esfuerzo? ¿realmente crees que sirve de algo esforzarse en busca del talento o del amor?

    ResponderEliminar
  12. Anónimo8:12 p. m.

    Sinceramente no creo en la desesperada busqueda de resultados por los resultados en si mismos. Creo que la intencion, el esfuerzo y la dedicacion que uno le puso a llegar a esos resultados es lo que de verdad importa, y es en fin lo que nos engrandece.

    Si bien en un viaje uno quiere llegar a destino, cuando uno llega se siente de alguna manera mal. Por que? Porque se acabo esa aventura. Esto nos muestra que, si bien es bueno llegar al resultado, todo el esfuerzo, todo el recorrido previo es lo que mas pesa.

    El problema reside tambien en la vida moderna, vida que nos pide que cambiemos vertiginosamente en busca de resultados, de cosas, de logros. No hay nada estable. Todo se hace viejo, antiguo mas bien, y uno tiene que evitarlo. Las modas son mas que un ejemplo de esto. El tema es que este estilo de vida trae infelicidad. Por que? Porque, por mas lindos y comodos que sean un ferrari, un yate, un lear o una simple prenda de vestir, o incluso un alto cargo en una enorme corporacion, son bienes vanos de los que nos cansamos (por que? porque en cuanto los tenemos nos damos cuenta de que no valen nada, y que por ende todo ese esfuerzo que hicimos para obtenerlos fue en vano).

    Es por eso que la solucion es tener un gran ideal, pero verdaderamente un ideal -no un simple deseo- que, siendo ideal, es decir, inalcanzable, no nos permita vivir sin este constante cambiar (inautentico, como diria Heidegger).

    Al ser ideal, es imposible que lo alcancemos, y, por ende, que nos cansemos de este y nos demos por vencidos. Al mismo tiempo, vamos a darnos cuenta de que mejoramos e incluso conseguimos cosas como alguien a quien amar y demas, cosas que nos hacen felices.

    Siguiendo mi filosofar -vean mi blog, ahi esta la primer parte-, parto de algo simple: "me tiraron al mundo", y lamentablemente soy libre, es decir, puedo elegir entre infinitas opciones que tienen sus pros y sus contras, y que, si bien todas son bastante convincentes, todas tienen sus lados no tan atractivos.

    Es asi que no se que hacer, porque ninguna me convence del todo, y me veo forzado a elegir una para seguir funcionando, viviendo, felizmente.

    Aun asi, fundo mi circularidad en que el hombre desea y puede ser feliz. Es decir, el sentido de la vida es la felicidad.

    El gran problema es que nada de este mundo nos asegura la felicidad absoluta. A decir verdad, si crees que tu vida es perfecta es porque hay algo que te esta faltando considerar, algo estas haciendo mal.

    Es asi que, si es que existe algo como la Felicidad, debe estar en otro lado, y que, por ende, las felicidades de esta vida son como dosis de morfina que nos alejan del sufrimiento de no poder ser complacidos en este mundo al que pertenecemos.

    Tengo que confesar que no me gusta apostar, y mucho menos con mi vida (que nadie sabe si es solo vida o si tambien es existencia), pero si no me queda otra opcion, y si esto es lo unico que calma este dolor que siento, entonces creo que no me queda otra mas que apostarle a la felicidad como sentido de la vida.

    A decir verdad, que sentido tiene una vida infeliz? Por mas verdadera que sea, si no puedo ser feliz... prefiero vivir en una mentira y pensar y de alguna manera sentir vanamente que lo soy antes que vivir "autenticamente" (es decir, llorando por los rincones).

    Tengo que confesar que no hay cosa que deteste mas que tener por un lado la necesidad de elegir algo, es decir de encontrarle un sentido a la vida, y por otro lado el solo poder hacerlo libremente siendo que ni se todas las opciones y que las que conozco no me conforman. Si a esto le sumamos que no se cuanto tiempo me queda (60 años... o 10 segundos?) para elegir, la verdad la realidad es aterrorizante.

    Lo que mas me molesta diria que es la falta de fervor con que los que ya encontraron un sentido defienden ese sentido. No hay nada peor que cuando pedis ayuda desesperadamente y te dicen "Bueno, esta en vos elegir, yo elegi esto".

    Que facil es la opcion que plantean Hegel y los totalitarios, cuanto mejor seria que me encontararan y forzaran a seguir un sentido!

    Lastima que, por mas que lo deseemos con el fervor que queramos, no podamos dejar de ser libres.

    Damas y caballeros, la angustia deriva del poder elegir.

    ResponderEliminar
  13. Señor A4:54 p. m.

    Si todo va mal, es por que somos demasiado ciegos.
    si todo va bien esperamos que todo vaya mal.
    La verdad es que me la pela.
    Cuando todo va mal lo mejor es fumarse un canuto, tomarse un chupito de el amigo jd y echarle cojones. Si sale mal ya te da lo mismo y si sale bien, sales del embolao. Y si no... a tomar por culo

    ResponderEliminar